SAVALnet PY

https://www.savalnet.com.py/mundo-medico/reportajes/enfoque-inmunoterapeutico-contra-el-cancer.html
22 Octubre 2018

Enfoque inmunoterapéutico contra el cáncer

Los inmunólogos James P. Allison y Tasuku Honjo recibieron el Premio Nobel de Medicina 2018 por descubrimientos que ayudan al paciente a combatir la enfermedad utilizando sus propias defensas.

El cáncer es la segunda causa más frecuente de muerte en el mundo. Tanto así que una de cada seis defunciones se debe a esta enfermedad. La Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC), órgano intergubernamental que forma parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS), calcula que los casos han aumentado un 28% durante los últimos seis años y que en 2018 morirán 9,6 millones personas. Esto se debe, en parte, a la mayor esperanza de vida y a la adopción de estilos de vida poco saludables.

El consumo de tabaco y alcohol, la mala alimentación e inactividad física son sus principales factores de riesgo. Algunas infecciones crónicas, entre ellas las causadas por Helicobacter pylori, virus de las hepatitis B y C, papilomavirus humanos y por el virus de Epstein-Barr, ocasionan el 25% de los casos en los países de ingresos medios y bajos.

Esta alteración biológica es causada por cambios en los genes que controlan la forma cómo funcionan las células, especialmente, la manera en que crecen y se dividen. Estos cambios pueden ser hereditarios y tienden a afectar tres tipos de genes: proto-oncogenes, genes supresores de tumores y genes reparadores del ADN. La hipótesis más aceptada es que los tumores se originan cuando las células normales pierden el control de su proliferación celular.

La evaluación clínica, el diagnóstico y la estadificación temprana son esenciales para prescribir el tratamiento más adecuado, el que puede incluir cirugía, radioterapia, quimioterapia o una combinación de ellas. 

En la última década, la inmunoterapia contra el cáncer se ha posicionado como uno de los avances más importantes en el tratamiento de esta enfermedad, porque no ataca directamente al tumor, sino que ayuda al paciente a combatir la enfermedad utilizando sus propias defensas.

El sistema inmunológico es el mecanismo de protección natural que el organismo tiene para mantenerse sano. Es capaz de detectar y destruir aquello que no pertenece al cuerpo –como virus y bacterias- y de reconocer, a través de los linfocitos T, células anómalas que presentan mutaciones que podrían convertirse en potencial amenaza. 

En el caso específico del cáncer, las células tumorales logran evadir, bloquear y frenar ese complejo sistema de defensa y consiguen proliferar. Esa “excepción”, a finales del siglo XIX y principios del XX, planteó la idea de que el fortalecimiento del sistema inmunológico podría convertirse en una vía efectiva para atacar estas células anormales. 

Los inmunólogos James P. Allison del Centro de Cáncer M.D. Anderson de Houston y Tasuku Honjo de la Universidad de Kioto se propusieron, por separado, desinhibir la regulación inmunitaria negativa para desarrollar una terapia que actuara contra el cáncer.

En la década de 1990, el doctor Alisson comenzó a estudiar la proteína CTLA-4, que actúa como freno de las células T, claves en el sistema inmunológico. Luego de descubrir un anticuerpo capaz de unirse a esa proteína e inhibir su función, se propuso averiguar si podía liberar el freno de la célula T y provocar que el sistema inmune atacase las células cancerígenas. Usando esa técnica curó en su laboratorio a ratones con cáncer. En 2010 desarrolló un exitoso anticuerpo monoclonal, que logró efectos sorprendentes en humanos con melanoma avanzado. (DOI: 10.1111/nyas.12180)

Paralelamente, el doctor Honjo descubrió que la PD-1, otra proteína presente en las células inmunitarias, al igual que la CTLA-4, actuaba como un freno del sistema inmune, pero de manera diferente. Desarrolló varios medicamentos, los cuales han sido exitosos en la lucha contra el cáncer de pulmón y riñón, así como también en linfomas y melanomas. (DOI: 10.1093/intimm/dxm057)

A partir de sus respectivos descubrimientos, los doctores Allison y Honjo –considerados pioneros en bioterapia moderna- desarrollaron estrategias y medicamentos diferentes para la lucha contra el cáncer que, actuando sobre proteínas distintas, logran inhibir los frenos del sistema inmunitario. Por esos aportes fueron galardonados por el Instituto Karolinska de Estocolmo con el Premio Nobel de Medicina 2018.

“El cáncer mata a millones de personas cada año y es uno de los desafíos más grandes para la salud de la humanidad. Al estimular la capacidad inherente de nuestro sistema inmunológico para atacar células tumorales, los laureados han establecido un nuevo principio para la terapia contra el cáncer”, destacó el comunicado oficial de la academia.

Hoy la medicina cuenta con información valiosa sobre la naturaleza dinámica de la respuesta inmune y con una cuarta vía para luchar contra ciertos tipos de cáncer: la inmunoterapia que, sin duda, seguirá proporcionando beneficios de supervivencia a un mayor número de pacientes alrededor del mundo. 

Por Carolina Faraldo Portus

Mundo Médico

Destacado Agenda de Eventos

XVII Congreso de la Sociedad Latinoamericana de Hipertensión Arterial

30 Octubre 2019

En paralelo a este encuentro se realizará el VI Congreso de la Sociedad Centroamericana de HTA y Prevención Cardiovascular (SCCH) y el...

Destacado Galería Multimedia

Jornada internacional de medicina familiar

04 Septiembre 2019

En Carmelitas Center se realizó la undécima versión de este encuentro científico, organizado por la Sociedad Paraguaya de Medicina Fa...

Puesta al día en infectología

30 Agosto 2019

Los doctores Pamela López y Alfredo Arriola expusieron en la 4ª reunión científica de 2019 de la Sociedad Paraguaya de Infectología....